lunes, 1 de abril de 2013

Graciela Iturbide, fotógrafa mexicana


Mozambique 2006 8 x 10'' M

Empezaré por contaros que llevo casi dos meses, y lo que me queda, apartada de mis viajes y paseos por nuestro mundo del Arte... ¿Qué me pasó?... me he caído, he roto el tobillo, tibia y peroné ¡sí!… Como el escritor Eduardo Punset… he seguido su blog, ha sido útil para sobrellevar mi tragedia… ¡No ver Arco!, pero para eso está internet, ¡por cierto! artículo interesante el del escritor Vicente Verdú, en su blog, ¡leedlo! es la visión de un escritor.

Vuelvo  al título de este post: Graciela Iturbide, fotógrafa mexicana. En la Galería Rafael Ortiz, Sevilla (España) hasta el 17 de Abril.

Pensé: Observando el Arte debe de viajar virtualmente a Sevilla, es la ocasión de volver a ver trabajos de esta magnífica fotógrafa, digo bien, en el año 2009 disfruté de una esplendida exposición en la Fundación Mapfre en Madrid. Yo sé que Rosalía y Rafael siempre cuidan sus exposiciones y traer a la Iturbide más. Les pido un recorrido por la exposición “Naturalezas y autorretratos”.




Camino  solemnemente, espero encontrarme con ella, de forma real, ¡pero no es posible! ¡Uf! Le hubiese contado mi gusto por la fotografía ¡y lo que me encanta ser retratada!, Graciela, confieso que intento hacer fotos, ¡ya sabes, de aquella manera que tú cuentas…! Unas clases tuyas me vendrían muy bien ¡en fin!, voy a seguir el recorrido.

Miro y miro, (la gente del arte somos unos grandes mirones, nos pierde el tacto, tocar ¡las texturas!) qué bellas composiciones, ¡que no mágicas!, sé que a su autora no le gusta, confiesa “No me gusta que me digan que mi fotografía es mágica, esto me pone furiosa. Más me interesaría, y no sé si lo logro, que hubiera una dosis de poesía en mi fotografía”.

El proceso. “Yo sigo dos procesos: que el ojo se sorprenda cuando ve algo, estar lista para eso que muchas veces da resultado, y después los contactos. Cartir-Bresson decía que el momento decisivo consistía en tomar la foto. Yo creo en el momento en que tomas la foto y en la manera en que eliges tu contacto. O sea: hay dos sorpresas pero la primera es la más importante”.

Merida Yucatan 8 x 10''

[…] “La fotografía no es la verdad. El fotógrafo interpreta la realidad y, sobre todo, hace su realidad de acuerdo a sus conocimientos o sus emociones. A veces es complicado porque es un fenómeno algo esquizofrénico. Sin la cámara ves el mundo de una manera y con la cámara de otra; por esta ventana estás componiendo, incluso soñando con esta realidad, como si a través de la cámara se estuviera sintetizando lo que tú eres y has aprendido del lugar. Al fotógrafo le sucede lo mismo que al escritor: le resulta imposible tener la verdad de la vida”.

Le preguntan ¿Nunca has dado clases?: “Sí, en Arles, en Barcelona y en algunos talleres en México. Ahora hay algunos fotógrafos, pocos, que me enseñan su trabajo y lo comentamos. Pero no soy buena para dar clases… Me da pena hablar cuando veo fotos horribles. Prefiero irme por otro lado”.

Lugo Italia 2008 8 x 10''

¿Qué cámara utilizas o cuál es la que más te gusta y que formato prefieres?: “Mis favoritas son una Rolleiflex vieja y una Mamiya. Durante mucho tiempo use Leicas porque viajo mucho y son ligeras. Pero como ahora veo cuadrado, prefiero la Mamiya y mi Rollei viejita. Me gusta el formato 6x6; he dejado mis Leicas un poco olvidadas. En cuanto si es fotógrafa viajera o viajera fotógrafa, dice, soy fotógrafa viajera. Nunca viajo sin mi cámara; es más importante el trabajo que mis vacaciones. Mi cámara es mi pretexto.

Ostia Italia 8 x 10''

Graciela Iturbide, fotógrafa mexicana, obtuvo en 2008 el prestigioso premio de fotografía Fundación Hasselblad, Suecia.

La exposición es un placer, no dejéis de verla o conectar con la Galería Rafael Ortiz en Sevilla. Felicitaciones Rosalía y Rafael. 

Mariví Otero

Bibliografía: Nota de prensa Galería Rafael Ortiz. Sevilla. Fabienne Bradu. Del texto “Ojos para soñar: Graciela Iturbide”.
Díaz Álvarez, Anitzel. 18 de agosto 2012: blogs milenio.com. Fotos: Graciela Iturbide. Cortesía de la Galería López Quiroga.

No hay comentarios:

Publicar un comentario